Hielo y Fuego Wiki
Advertisement
Hielo y Fuego Wiki
Libros logo transparente
HOTD logo transparente


El Gran Maestre Orwyle fue el Gran Maestre del Trono de Hierro durante el reinado de Viserys I Targaryen y Aegon II Targaryen.[1]

Apariencia y Carácter[]

Se conoce que Orwyle nació en una familia noble.[2] Durante el período de la regencia del rey Aegon III Targaryen, Orwyle es descrito como un anciano con barba.[3]

Historia[]

Danza de los Dragones[]

el Archimaestre Orwyle fue elegido Gran Maestre por el Cónclave de Antigua, reemplazando al Gran Maestre Mellos, tras la muerte de este último en el 127 d.C..[4] Bajo los cuidados de Orwyle, el rey Viserys I Targaryen fue recuperándose en parte de sus problemas de salud.[5]

Los escritos de Orwyle sobre la Danza de los Dragones han sido utilizados por el Gran Maestre Munkun como fuente para su obra La Danza de los Dragones, un relato verdadero. Sin embargo, varios relatos de Orwyle se escribieron mientras este estaba encarcelado, esperando su propia ejecución y, según el Archimaestre Gyldayn, por lo tanto, se escribieron de tal manera que mostraran a Orwyle lo más favorable posible. Como resultado, se considera que la obra de Munkun habla demasiado positivamente de Orwyle, según apunta Gyldayn.[6]

Tras la muerte del rey Viserys I, Orwyle declaró que Rhaenyra Targaryen debería ser nombrada reina, y protestó (o eso aseguró en sus escritos, ya que Hongo y el septon Eustace le achacan la protesta a lord Lyman Beesbury) por el plan de coronar al príncipe Aegon. Sin embargo, tras el asesinato de Lyman Beesbury, el Gran Maestre decidió ser fiel al nuevo rey Aegon II Targaryen.

En una reunión del Consejo Privado, el maestre Orwyle propuso ir él mismo a Rocadragón para parlamentar con la princesa Rhaenyra. El rey accedió a regañadientes, y el Gran Maestre se dirigió a la fortaleza insular escoltado por Ser Arryk Cargyll y Ser Gwayne Hightower junto a una veintena de escribas y septones. Sin embargo, la princesa Rhaenyra no aceptó las condiciones. Cuando Rhaenyra exigió saber por qué estaba del lado de Aegon II en lugar del suyo, Orwyle dio una larga y detallada respuesta según apunta Munkun. Sin embargo, según el Testimonio de Hongo, Orwyle se limitó a tartamudear y perder el control de su vejiga. Rhaenyra ordenó que se le despojara de la cadena de Gran Maestre, la cual fue entregada a Gerardys. Tras esto, ordenó a Orwyle y a sus acompañantes que abandonaran la isla.[7]

Cuando el príncipe Aemond Targaryen, a cargo de los ejércitos de Aegon II después de que el rey resultase gravemente herido, decidió llevar la batalla contra el príncipe Daemon Targaryen, quien se encontraba en Harrenhal, Orwyle estaba a favor de pedir ayuda a Bastión de Tormentas. Aemond ignoró la idea de Orwyle, así como cualquier otra sugerencia a guardar cautela. Cuando Rhaenyra tomó Desembarco del Rey, la reina viuda Alicent Hightower le encargó a Orwyle que enviara cuervos pidiendo auxilio, pero cuatro capas doradas lo arrestaron cuando llegó a sus aposentos. Posteriormente fue escoltado a las celdas negras.[8] Allí, según fuentes semi canónicas, escribió su versión sobre la Danza de los Dragones, tratando de retratarse a sí mismo lo más favorablemente posible, sin saber si viviría o no.[9]

Después de que Rhaenyra huyera de la capital, Orwyle fue liberado de las mazmorras por Ser Perkin, quien había tomado la Fortaleza Roja para instalar a su escudero, Trystane, como rey en el Trono de Hierro. Cuando el ejército de Lord Borros Baratheon llegó a las orillas de la Bahía del Aguasnegras, Orwyle y la reina Alicent acompañaron a Lord Larys Strong a parlamentar con él. Después de que Aegon II fuera restaurado en el Trono de Hierro, Orwyle permaneció en el cargo de Gran Maestre hasta la muerte del rey.[10][11]

Encarcelamiento y muerte[]

Orwyle fue uno de los miembros del Consejo Privado que dio la bienvenida a los señores rivereños, proclamándolos como libertadores. Durante la Hora del Lobo, Orwyle estuvo entre los arrestados y enviados a los calabozos por Lord Cregan Stark, acusado de haber participado en la muerte de Aegon II Targaryen. Allí, Orwyle comenzó a escribir sus confesiones. Bajo tortura, confesó proporcionar el veneno a Larys Strong para asesinar al rey. Aunque Orwyle afirmó que no sabía para qué se usaría el veneno, Lord Cregan lo juzgó cómplice de la muerte del monarca, y lo sentenció a morir. Sin embargo, durante la mañana de las ejecuciones, Orwyle siguió el ejemplo de Ser Perkin, quien declaró que deseaba unirse a la Guardia de la Noche.[12]

Antes de embarcarse hacia el Muro, Orwyle sobornó a un guardia y huyó, vestido con harapos de mendigo. El guardia que lo había liberado recibió la orden de ocupar su lugar. Orwyle se afeitó la cabeza y la barba y tomó el nombre de "Viejo Wyl". Como tal, comenzó a trabajar en un burdel llamado Madre, ubicado en la Calle de la Seda. Allí, barría y fregaba suelos, inspeccionaba a los clientes en busca de viruela, y mezclaba anticonceptivos como té de la luna y pócimas de tanaceto y poleo para las prostitutas del burdel. Incluso o llega enseñar a algunas de las muchachas a leer. Cuando una de estas chicas demostró su nueva habilidad a un sargento de la Guardia de la Ciudad de Desembarco del Rey, Orwyle fue descubierto y arrestado.[13]

El Consejo Privado dictaminó que Orwyle debía ser sentenciado a muerte. Sin embargo, el ciego Lord Tyland Lannister, la Mano del Rey, insistió en que, dado que el cargo de Justicia del Rey seguía vacante, la ejecución debería suspenderse ya que él mismo no podía realizarla. En cambio, Lord Tyland ordenó confinar a Orwyle en una celda de la torre, grande, aireada y cómoda (demasiado según algunos), donde permanecería durante dos años. Incluso se le proporcionó tinta y pergamino para que pudiera continuar escribiendo sus confesiones.[14]

Durante la fiebre invernal de 133 d.C., Orwyle fue liberado de su celda, después de que muchos de los maestres de la ciudad murieran a causa de la enfermedad. Orwyle trabajó incansablemente para tratar a los que habían enfermado, a pesar de su ya avanzada edad y las secuelas causadas durante el tiempo que estuvo encerrado.[15]

Cuando Lord Tyland Lannister murió a causa de la enfermedad, el joven rey Aegon III Targaryen ordenó a Orwyle que enviara un cuervo a Sotodeoro, convocando a Lord Thaddeus Rowan para que asumiera el cargo de Mano del Rey. Orwyle, posiblemente con la esperanza de un perdón real, se apresuró a obedecer sus órdenes. Más tarde fue capturado por los hombres de Lord Unwin Peake, uno de los regentes de Aegon III, quien se instaló como la nueva Mano del Rey. Orwyle fue enviado de vuelta a su celda a la espera de su ejecución. Después de que Ser Victor Risley fuera nombrado Justicia del Rey, Orwyle finalmente fue ejecutado como traidor y desertor de la Guardia de la Noche. Debido a su edad, alta cuna y largos servicios, se le concedió el honor de morir por la espada.[16]

Referencias[]

Advertisement